free website templates



¡Repasando los hits sexistas de la publicidad veraniega!

Verano es ese lugar del año en el que todo vale. Lo mismo que ocurre en los campos de fútbol, donde se pueden soltar barbaridades y parece que forman parte del juego. Claro, nos relajamos, bajamos la guardia, no queremos estresarnos con nada ni pelearnos, y la publicidad nos va colando goles a ritmo de reggaetón. Pero como en Piensa Sexi no nos damos vacaciones ni en verano, hemos estado ojo avizor y hemos hecho nuestro breve ranking de temazos sexistas.

Nº1. "Operación Bikini 4ever"

Es más bien un hit de primavera pero es de esos tan pegadizos que, aún en verano, lo estás tarareando.

Suena cada vez que se anuncia algún producto que en principio lleva más calorías de la cuenta, pero que los amables fabricantes han tenido la deferencia de hacerlo light para nosotras, y solo para nosotras. Y es curioso porque, algunas veces, ni nos damos cuenta de que está sonando, porque lo tenemos tan interiorizado que es como una banda sonora de nuestra vida y porque, mira si son pillines estos anunciantes, que lo hacen pasar por empoderamiento: "yo elijo no engordar". ¡Menudos genios de girar la tortilla!

Nº2. "Las chicas entran gratis"

A veces también reversionado como “barra libre para ellas”, que es la misma canción pero incluye un bonus track de química para asegurarse el tiro. Que a ver, podríamos llegar a pensar que lo hacen por compensar la brecha salarial —si cobramos menos, pagamos menos, ¿no?— pero nos da a nosotras que no va de eso. ¡Llamadnos desconfiadas!  

En algún lugar leímos una vez que, cuando te dan algo gratis, es que tú eres la mercancía. Quizás no aplica siempre, podéis seguir cogiendo bastoncitos gratis para lxs niñxs en la panadería, pero en el caso de las discos da en el clavo.

Mobirise

Nº3. “Pelo aquí y pelo allá, depílate, depílate…”

“¡Oooooorg! ¿Qué horror? ¿Piensas ir a la playa con pelos? Mejor quédate en casa y muérete un poco”. Seguramente no era esto lo que decía el anuncio de cuchillas para afeitar, pero así es como lo recordamos nosotras. Un anuncio en el que, por cierto, ¡las chicas no tenían ni un pelo antes de depilarse! Pero ese es otro tema del que ya hablaremos.

A ver, para que nadie se líe: la bandera roja en la playa indica que mejor no te tires pero, todo lo demás, está permitido, ¡y ni la diosa Venus nos lo puede impedir!

(Este es el anuncio de 2017 pero el de 2018, que lo puedes ver aquí, sigue el mismo camino...)

Nº4. "Sexy, que te quiero sexy"

Todo es susceptible de ser sexualizado en verano, sobre todo si es una mujer. Hace calor, se justifica que las protagonistas de las campañas lleven poca ropa, ay mamita qué rica estás al sol, ya tú sabes.

Porque, y ojo porque lo que os vamos a decir es muy fuerte, ¡resulta que el sexo vende! Así que se lo ponen a todo lo que haga falta. ¿Ah, que crees que no pega con todo? Pues hemos visto incluso a vendedores de chanclas —¡chanclas de goma! ¡de las que pisas con el pie mojado y según cómo hacen sonido de pedo!— que se marcan un anuncio sexy aprovechando que se perdona todo. ¡Y contratan a Maluma para que no quede lugar a dudas de que su objetivo es ofender al buen gusto!

La letra dice así, admiradla:

Ponte ese bikini que me gusta (dile)
Si me pongo para ti no te disgusta (no, no)
Muestra ese cuerpito bien bronceado
Que pa’ eso lo preparas pa'l verano, baby (Maluma, baby)

Lo mejor es la gente cogiendo las chanclas y levantándolas con la mano porque suponemos que, en algún momento, vieron que el producto no se estaba viendo lo suficiente…

Pues venga, ¡a bailar al ritmo del sexismo que es verano y no pasa nada!